"Conocer la diabetes es el primer paso hacia la prevención, el diagnóstico y el tratamiento", explicó Alberto Barceló, asesor en enfermedades no transmisibles de la OPS/OMS. "El Día Mundial de la Diabetes ofrece una oportunidad cada año para concientizar y reducir el impacto de uno de los trastornos de salud de mayor crecimiento en el mundo, que esta alcanzando proporciones epidémicas", subrayó.

La diabetes, llamada a menudo una "enfermedad silenciosa", puede desarrollarse en las personas sin mostrar síntomas al inicio. Si no se maneja adecuadamente, la diabetes puede conducir a graves complicaciones, como problemas cardíacos, renales, de la vista y también circulatorios que pueden causar  discapacidad permanente o hasta una muerte prematura. Sin embargo, la diabetes se puede prevenir o demorar a través de cambios del estilo de vida.

Los principales factores de riesgo de diabetes son antecedentes familiares, falta de ejercicio, una dieta poco saludable, así como obesidad o sobrepeso. El consumo de alimentos más saludables y la actividad física pueden reducir el riesgo de manifestación de la diabetes tipo 2.

Las principales señales de alerta de diabetes son micción frecuente, pérdida de peso, falta de energía y sed excesiva. Las personas que experimentan estos signos deben hacerse los análisis correspondientes y seguir los consejos del médico.

Pero el diagnóstico de la diabetes no es solo una responsabilidad personal. "La proporción de personas con diabetes a quienes se les diagnostica también depende de la capacidad de los servicios médicos para detectar nuevos casos", afirmó Barceló. "La evaluación del riesgo de diabetes y los análisis correspondientes deben integrarse a la atención primaria, y los servicios deben ser ampliamente accesibles a la población", añadió.

Para mejorar la prevención, la detección y el control de la diabetes se requieren servicios de atención de salud  universalmente accesibles, centrados en el paciente e integrados a la atención primaria de salud, junto con la atención de otros problemas de salud. Además, la atención debe basarse en datos probatorios, estar orientada hacia la prevención y facultar a los pacientes para controlar mejor su propia enfermedad y evitar complicaciones.

Acerca de la diabetes

La diabetes mellitus es una enfermedad metabólica crónica caracterizada por alta concentración sanguínea de glucosa (hiperglucemia). Guarda relación con una deficiencia absoluta o relativa en la secreción o la acción de la insulina.

Hay tres formas principales de diabetes: tipo 1, tipo 2 y gestacional. La diabetes tipo 2 es la más común y representa de 85 a 90% de los casos. Se relaciona con factores de riesgo modificables, como la obesidad, peso excesivo, falta de actividad física y regímenes de alimentación de alto contenido calórico y poco valor nutritivo.

La OPS fue fundada en 1902 y es la organización internacional de salud pública más antigua del mundo. Trabaja con todos los países del continente para mejorar la salud y la calidad de vida de las personas de la región. Es la Oficina Regional para las Américas de la OMS y la agencia especializada de salud del sistema interamericano.

Tips de salud entorno a la diabetes